Una propuesta fiscal para proteger a los más necesitados

 

Carlos Puig.- Parecía un tema olvidado,  parecía un tema que ya no estaba en la mente y en la agenda de los políticos mexicanos, pero curiosamente esta semana ha estado marcada por  el tema de una reforma hacendaria y el tema lo puso en la mesa la bancada del PRI en el Senado, que encabeza Manlio Fabio Beltrones, a quien  me da mucho gusto tener en la línea de Hoy por Hoy. Senador, ¿cómo está? Muy buenos días.

 

Manlio Fabio Beltrones.- Buenos días, gusto en saludarles a todos ustedes.

 

CP: Un poco de la nada, parecía olvidado el tema, no porque no se necesite, pero parecía en este rollo de que no hay coyuntura, de que lo electoral y de repente dice el PRI, pues ya acabamos un año de mucho tiempo, aquí está, dice el PRI en el Senado, creemos que este es el camino para tener mejores ingresos y mejor gasto.

 

MFB: Sí, Carlos, incluso recuperando la memoria, porque llevábamos 18 meses trabajando esto; viene desde aquel momento cuando en el año 2008 se discute cómo enfrentar la crisis financiera, que se estaba viviendo en el mundo y que la vimos en todas sus dimensiones en el 2009.

Aquella ocasión los senadores recibimos una minuta de Cámara de Diputados –después de una propuesta que el gobierno  hace de subir el IVA del 15 al 16– que vimos con escepticismo,  porque no se trataba simplemente de subir impuestos, sino de recaudar mejor y –si bien es cierto en ese momento teníamos que actuar con responsabilidad– nos comprometimos a hacer una reforma hacendaria verdadera, de fondo, que incluyera muchos de los aspectos que generan preocupación, para recaudar más, hacerlo de forma equitativa y sobre todo proporcional –como lo dice la Constitución– y buscar nuevas formas de redistribución del ingreso para que atendamos de esa manera a los más pobres.

 

CP: ¿Cuál es la lógica? Ayúdeme a entender ¿cuál es la lógica?, porque entiendo que existe, de bajando impuestos, recaudar más.

 

MFB: Sí, creo que hasta la Secretaría de Hacienda o al gobierno le impacta que nosotros hablemos ¿de qué manera podemos bajar impuestos y recaudar más? pues acabando con los privilegios, es muy importante; si hoy en día se tienen muchos privilegios y no se busca cumplir con lo que señala la Constitución –que sea equitativa, redistributiva y sobre todo proporcional– vamos a tener un sistema fiscal injusto por más impuestos que le pongamos a la gente o por más que  le subamos los impuestos.

Por eso, nosotros planteamos que el IVA puede bajarse del 16 al 12 y no estamos hablando de cobrarle a alimentos y medicinas el IVA de manera general, sino que los alimentos y las medicinas queden en cero, para todos aquellos que más lo necesitan, quienes han visto disminuir el poder adquisitivo de su salario, el cual sólo ha crecido en los últimos diez años, 17%, mientras que la canasta básica que consume la gente de cuatro salarios mínimos ha subido 100 por ciento.

Es decir, de 80 pesos que costaba la canasta básica en el año 2000, al 2010 ha subido 156 pesos –97%–, frente a un salario mínimo que se ha quedado rezagado.

 

CP: ¿Hay algún cálculo de los expertos de cuánto más se recaudaría si se aplicaran estas medidas en IVA y en ISR?

 

MFB: Sí, solamente en la aplicación matemática de lo que se puede medir, podríamos hablar que tendríamos dos o tres puntos más del PIB, pero estoy hablando matemáticamente, porque todavía no se puede evaluar el impacto que tendría, si se fijara un impuesto de control del 3%, que es un estímulo a la formalidad, sobre la informalidad.

Es la mejor manera en la cual, nosotros estamos premiando a quienes acuden al mercado formal y en el mercado formal se amplia la base; si hoy en día, seguimos queriendo castigar simplemente la informalidad, perseguirla con rudeza y violencia, en lugar de estimular la formalidad, estamos tomando el camino equivocado.

Por ello digo  que no se pueden medir cómo va a reaccionar la población ante el estímulo que premia la formalidad; podrían incrementar mucho más el ingreso, por ejemplo, estamos también proponiendo, como tú lo sabes, porque…

 

CP: Sí, he hablado con el senador Labastida.

 

MFB: …hiciste una magnífica entrevista con Francisco Labastida, que el Impuesto Sobre la Renta disminuya al 25 por ciento, –la verdad sería del 28 al 25, porque ya en los transitorios actuales se ve que el año 2012 sea de 28–; pero ¿por qué estamos buscando esto? porque estamos intentando hacer más proporcional el pago del ISR, por cierto que desaparecería el IETU y cerca de 40 artículos que hoy son tan farragosos para pagar; pero estamos convencidos que en el momento en que necesitamos crecimiento, debemos dar más recursos a los inversionistas, para que generen empleo, que es lo que los mexicanos necesitan.

Yo me pregunto cuando muchos hablan si hay actitud positiva o no para discutir estos temas, si ellos están viendo que a la población lo que le interesa es que retomemos el camino del crecimiento económico y que, con el crecimiento económico, les demos los empleos que se les ha negado a la gente en los últimos años, por la falta de crecimiento.

 

CP: Hablando de empleo, hábleme del lado del gasto, es decir, porque entiendo que también tiene un componente de gasto, de cómo gastamos, ¿qué sería lo fundamental del cambio de cómo gastamos y cómo asignamos el dinero?

 

MFB: Nosotros estamos trabajando, con enorme cuidado, el tema del ingreso y haciendo propuestas sobre el rediseño, la redirección, del gasto público que es más competencia de Cámara de Diputados, y estoy seguro que ellos también lo están observando.

Por ejemplo, los programas sociales, sobre todo, ya no están llegando a su verdadero objetivo; hay que rediseñarlos mediante esta idea bien planteada de los diputados priistas de un Fondo de Cohesión Social, el cual corrija en buena parte las desviaciones que hoy tenemos.

Hoy los programas sociales que se ejecutan es para mantener pobres a los pobres, pero no para ayudarlos a salir de pobres, que es lo que debe de interesar; como también estamos planteando un porcentaje obligatorio que debe tener el presupuesto para infraestructura, obras que llevadas a cabo hasta sus últimas consecuencias son los que generan también viabilidades de competitividad, desarrollo, crecimiento, empleo.

Eso es lo que se plantea ahí, pero para ello es necesario que todos hagamos un esfuerzo de poder tener fórmulas de recaudación más justas, en donde pague más el que más tiene y pague menos el que no ha tenido tanta fortuna.

 

CP: Ahora, la reacción de bote pronto de Francisco Rojas en la Cámara de Diputados, el coordinador de los priistas no fue muy buena, no fue así como de que: “qué bueno se pusieron a trabajar los senadores”, ¿ya habló con é? después de esa reacción donde dijo: “nada a medicinas y alimentos; no los vamos a tocar, ni siquiera en esta reducción a la canasta básica”  

¿Qué pasó? Falta de comunicación, sorpresa, lo debieron ustedes haber planteado de otra manera, senador. 

 

MFB: Yo hablé con él incluso desde antes que platicáramos sobre la presentación que íbamos hacer el viernes pasado en el Palacio de Minería.

No hay una diferencia de fondo sobre la necesidad de una verdadera reforma hacendaria en el país, sobre todo como te decía, que la planteamos desde que vimos que equivocadamente el gobierno lo único que pensaba era en subir los impuestos en el 2009 ante la crisis financiera que se estaba viviendo.

Y que su expresión de que en los documentos del PRI se establece que no se cobre IVA en alimentos y medicinas a las clases más desprotegidas y a las clases medias, se está salvaguardando.

Nosotros no estamos de ninguna manera haciendo de una propuesta fiscal el eje de recaudar más a través de exprimir a los que menos tienen, sino por el contrario, proteger a las clases más pobres, a las clases medias. Pensamos que debemos hacer un rediseño de la política hacendaria.

Y esto lo he platicado con él antes, durante y después seguiré platicándolo con él y con todos mis amigos y amigas de la Cámara de Diputados; muchos de ellos que ya me han mostrado interés por conocer la propuesta y conocerla a fondo antes de que yo la presente a nombre del grupo parlamentario del PRI en el Senado, como estamos decididos a hacerlo.

Creo que es la hora de perderle el miedo a poner sobre la mesa este tipo de propuesta. Ya lo hicimos con la Reforma Política pensando que se necesita tener más equilibrio entre los poderes, y sobre todo, que los poderes, tanto el Legislativo como el Ejecutivo tengan más control y que estos funcionen de mejor manera; ya lo hicimos con los órganos reguladores pensando nosotros que lo que se necesita es más independencia para que el gobierno no actúe caprichosamente. Y ahora lo haremos con la reforma fiscal integral.

 

CP: Y lo que me está diciendo es que ¿la próxima será la reforma política, ya como iniciativa concreta?

 

MFB: Es que ya la iniciativa está depositada, lo que necesitamos es la voluntad política para ya concluir en lo que necesitamos, sobre todo para que  el 2012 no resulte tan accidentado como el 2006.

 

CP: El Secretario de Hacienda, me parece reaccionó primero cauto, él siempre insiste en que no podemos ingresar menos, usted me dice, vamos a ingresar hasta 2.3 –sólo por matemáticas– puntos del PIB más ¿ha hablado con el secretario de Hacienda, piensa hablar con él en estos días para que también desde allá explicarles la propuesta para ver si se sube?

 

MFB: Seguimos hablando con él y con su gente para explicarles de qué se trata la propuesta –antes de que también puedan reaccionar mencionando que les resulta extraño– de bajar el IVA y recaudar más.

Creo que obviamente lo que nos debería resultar extraño, es no hacer nada, y nos debería resultar como irresponsable que sigamos fabricando pobres en México.

Aquí lo que tenemos que buscar –y para eso yo he invitado a la Secretaría de Hacienda y ya se han sentado senadores con algunos funcionarios de ella– es que se entienda el propósito de la propuesta gira alrededor de lo que siempre estamos buscando: que tengamos un sistema de recaudación más justo, equitativo, pero que también nos dé los recursos que estamos requiriendo para impulsar el crecimiento económico.

Yo invito a todos aquellos que tengan una inquietud al respecto, a que discutamos sobre esta propuesta y si no les gusta, que propongan otra, pero lo que tenemos no funciona.

 

CP: Ha bueno, creo que ya está sobre diagnosticado eso, pero dónde la vemos, mucha gente dice, no la puede ver, ya la van a subir a una página…

 

MFB: Si, vamos hacerlo y  no hemos puesto la propuesta en sí a discusión previa, antes de presentarla en Tribuna, para tratar de socializarla también con los actores principalísimos, pero sus elementos sustantivos si los hemos puesto sobre la mesa para iniciar esta discusión.

Porque si fuera un debate se tendría que dar con dos propuestas sobre la mesa, pero la única propuesta que existe hoy en día es la nuestra.

 

CP: Así es.

 

MFB: Y por ello sí necesitamos platicarla con todos, escuchar sus opiniones de aquellos que están manifestando su interés, y presentarla en un plazo no mayor de 20 días; está completamente terminada.

Pero queremos  perfeccionarla  después  que  escuchemos voces –las sensatas y las no tanto–, sobre lo que deberíamos establecer ahí para mejorar la recaudación y enviarla posteriormente a la Cámara de origen, que es Cámara de Diputados, en donde nuestros amigos diputados tendrán la oportunidad de evaluarla y corregirla, enriquecerla y ojalá aprobarla para beneficio del país.

 

CP: Senador, como siempre le agradezco la conversación en Hoy por Hoy con la audiencia de W, le mando saludos, gracias senador.

 

MFB: Igualmente  buen día. 

—000—