Tenemos un acuerdo plural para aprobar el Sistema Nacional Anticorrupción

Da click aquí para esuchar y descargar el audio del comentario del diputado Beltrones: http://http://beltron.es/7dky2

Buenos días a todos:

Me da mucho gusto compartir con ustedes la buena noticia del acuerdo plural que se alcanzó en la Cámara de Diputados para aprobar –el día de hoy– una reforma constitucional, en la que se basa el Sistema Nacional de Combate a la Corrupción.

Los priistas formamos parte muy importante de este acuerdo, el cual  da vida a una reforma histórica. Nuestro Grupo Parlamentario en la Cámara de Diputados actuó con profesionalismo y prudencia para fortalecer las instituciones y mantener los equilibrios del régimen presidencial y la vigencia del pacto federal.

No caímos –en estos meses de  larga negociación, pero tan importante en el acuerdo– en posiciones irreductibles ni en motivaciones de carácter político electoral. Lo cual parecía que iba ser la constante.  

Actuamos con la responsabilidad que nos corresponde como partido que, al estar en el poder, está más obligado que los demás a ofrecer una respuesta clara a los ciudadanos que exigen erradicar el desvío de recursos públicos a los bolsillos de particulares.

Así logramos que se fortalezca la Auditoría Superior de la Federación, que ahora no tendrá que esperar a que concluya el ejercicio fiscal, sino que podrá actuar de inmediato por denuncias de casos graves de corrupción. Podrá también presentar denuncias ante la Fiscalía Anticorrupción o iniciar procedimientos ante el Tribunal de Justicia Administrativa, según se trate de un delito o de una falta administrativa.

Ahora el Tribunal de Justicia Administrativa –en cuanto pase esta reforma constitucional–  será una institución autónoma, dotada con la fuerza suficiente para imponer sanciones por faltas graves, tanto de funcionarios como de particulares, mientras que la Fiscalía Anticorrupción será una instancia independiente y especializada en investigar actos ilegales de servidores públicos en el terreno penal.

Con esta reforma constitucional toca –que el día de hoy discutiremos en la Cámara de Diputados– que la Secretaría de la Función Pública tenga las acciones preventivas y de control en el ejercicio del servicio público, y que su titular sea ratificado por el Senado de la República.

Estas reformas –que sin duda el día de hoy no nada más discutiremos, sino estoy seguro aprobaremos– elevan de tres a siete años el periodo de prescripción de una falta o delito en casos de corrupción. Así, junto con la actuación oportuna de la Auditoria Superior de la Federación, esta medida cierra la puerta de escape hacia la impunidad.

Un aspecto igualmente trascendental, es que la extinción de dominio se incorpora a la ley para los casos de enriquecimiento ilícito, con esto damos un serio y severo golpe a la corrupción. Así, los bienes mal habidos de funcionarios corruptos se convertirán en propiedad de la nación.

Por iniciativa del PRI, se ha agregado otro punto básico que nos ha exigido la sociedad: los funcionarios estarán obligados a declarar, además de su patrimonio, posibles conflictos de interés.

En síntesis, esta reforma es contundente y eficaz en la lucha contra la corrupción y la impunidad; en beneficio de la República, es así como el PRI responde con seriedad a un justo reclamo social. 

Muchas gracias y hasta pronto.

—000—