Podrían extranjeros adquirir vivienda sin fines comerciales

 

México, D.F.- La diputada del PRI, Elizabeth Núñez Sánchez, presentó una iniciativa para acabar con la simulación de que los extranjeros no puedan adquirir tierras para usos exclusivo de vivienda sin fines comerciales en la llamada área restringida, es decir a 100 kilómetros de las fronteras y a 50 de las playas, y es que actualmente estas tierras son obtenidas por extranjeros mediante fideicomisos.

 

La iniciativa suscrita también por el coordinador de los diputados del Grupo Parlamentario del PRI, Manlio Fabio Beltrones, establece puntualizar en el Artículo 27 Constitucional que los extranjeros podrían adquirir las tierras cuando sean exclusivamente para uso de vivienda sin fines comerciales.

 

Elizabeth Núñez Sánchez explicó que actualmente, quienes no poseen la nacionalidad mexicana por nacimiento o naturalización, no tienen la facultad de adquirir propiedades en una franja de 100 kilómetros al interior del país a partir de las fronteras y 50 en las playas, y esta restricción era por el temor en el Siglo XIX a la invasión de ejércitos extranjeros, pero ahora ya no tiene sustento.

 

La legisladora por Nayarit señaló que en la práctica, la restricción que establece la Constitución se evade, al posibilitarse para efectos de la inversión, la constitución de fideicomisos, en los que los bancos fiduciarios figuran como “propietarios” de los bienes adquiridos por los fideicomisarios.

 

“Según datos de la Dirección de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Relaciones Exteriores, la cúspide de los fideicomisos en el área restringida se alcanzó en el 2007, con 7 mil fideicomisos exactamente, cifra que descendió hasta 2 mil 580 en el 2011, que es el último año reportado y que lo coloca en niveles inferiores al año 2003”, abundó la priista.

 

En tribuna también señaló que “es necesario en primer lugar, detonar el potencial turístico y de inversión que tiene nuestro país, de otorgar las garantías de certeza jurídica a quien adquiera una propiedad dentro de nuestra frontera, sin simulaciones ni subterfugios legales, superando cuestiones discriminatorias, decimonónicas”.

 

La nayarita subrayó que además se fortalecerá el cumplimiento de las obligaciones que tienen los propietarios, respecto a las localidades donde se encuentran los predios.

 

Núñez Sánchez concluyó que, “se trata de un asunto de bienestar, de mejorar la calidad de vida de los mexicanos, residentes y turistas, de mejorar el contexto económico, contemporáneo y de impulsar el desarrollo de las distintas localidades y regiones a través del turismo internacional”. A la iniciativa de la legisladora priista también se sumaron otros diputados de su partido y de otros grupos parlamentarios.

—000—