Las nuevas instituciones deben ser para la sociedad y para los ciudadanos

Conferencia dictada por el senador Manlio Fabio Beltrones, Coordinador del Grupo Parlamentario del PRI y Presidente de la Mesa Directiva del Senado, a la comunidad estudiantil y académica de la Universidad de Guadalajara en el Paraninfo de Rectoría.

 

Vamos por el segundo secretario de Educación y creo que rápidamente por el tercero, esto, en perjuicio de la educación.

Veía que una de las principales propuestas –que hacen intelectuales y académicos muy reconocidos– es que hagamos una planeación de la educación a largo plazo; y cómo podríamos hacerlo si siempre la Secretaría de Educación está a capricho del nombramiento del presidente en turno, aunque no cumpla con los requisitos para poder serlo. Lo digo aquí porque lo repito afuera, y qué mejor que sea en este espacio.

En ocasiones veo, en el actual secretario, más interés en promover su libro “Los orígenes del PAN” que el libro de texto gratuito, eso habla de la calidad de los que promueven.

¿Que quiero decir, muchachos? Que las nuevas instituciones deben ser para la sociedad y para los ciudadanos.

Cualquier cambio que hagamos, que no beneficie la gobernabilidad, que no genere buenos gobiernos, no es bueno para México.

 Y los ciudadanos –y lo tenemos que reconocer muchos de nosotros– se encuentran escépticos, si no es que cansados con el rendimiento de los partidos políticos, como también de sus gobiernos.

Si ya estamos buscando cómo mejorar y hacer buenos gobiernos, modernizando la institución presidencial, por qué no buscamos también mejorar nuestra aceptación en la participación, y le damos vida a las candidaturas independientes de los partidos políticos, que cualquier ciudadano pueda, si cumple ciertos requisitos, ser candidato a un puesto de elección popular.

El derecho exclusivo de los partidos políticos, debe cancelarse y abrirse las puertas a la participación ciudadana, como también tenemos que abrir a los ciudadanos, la posibilidad de que organizadamente, puedan reunirse y hacer una iniciativa de ley, enviarla al Congreso, y que el Congreso resuelva en consecuencia.

Pongo un ejemplo: ¿Podría la comunidad universitaria –doctor–reunirse, hacer una iniciativa de ley que resolviera los problemas que pueda vivir esta universidad en algún momento, en el futuro? Claro que debería de hacerlo.

Y tendría la obligación el Congreso de Jalisco, de dictaminar esta iniciativa a favor o en contra, claro que así debe ser, siempre que lo hagamos organizadamente.

La seguridad pública tiene atribulada a buena parte de la población. Hace poco escuchamos como un reconocido intelectual desde el estado de Morelos, se pronunció como padre de familia después de que fue asesinado su hijo, con una expresión muy coloquial, y todos damos comprensión a su frustración, dijo: “Estamos hasta la madre” y sí, creo que todos estamos cansados, molestos con lo que sucede, y no podemos quedarnos con los brazos cruzados.

 

Pero este no es un asunto que pueda resolverse simplemente con el valor que pongamos de por medio, sino trabajando alrededor de la creación de las nuevas instituciones que corrijan el rumbo, que pongan orden en el país y que, a través de orden y rumbo, logremos componer la situación.

 

Es hora de ver crecer a México a tasas parecidas a las que crecen económicamente nuestros países hermanos de Latinoamérica, no digamos los países asiáticos, los cuales crecen a tasas del 10 por ciento. Salir de la mediocridad.

 

Es hora de ver de qué manera el Estado mexicano garantiza competencia y al mismo tiempo competitividad, y con esto mayor inversión, y a través de eso, mayor empleo.

Hace poco, preguntaban algunos amigos de la prensa, “¿Qué pasará en el 2012, pero tratando de personalizar la participación de los políticos y de los distintos partidos”?

Y también lo hacían en el caso de Jalisco, que vivirá un proceso de sucesión, similar al que nacionalmente nosotros atendamos, mi respuesta con ellos, era que junto con un grupo de amigos correligionarios, estamos impulsando la necesidad de que se debata, para qué queremos ganar las elecciones del 2012.

 

¿Para qué quiere ganar –en este caso el PRI– las elecciones del 2012? ¿Para que quiere ganar el PAN las elecciones del 2012? ¿Para qué quiere ganar el PRD las elecciones del 2012?

Decía un amigo, el PAN querrá ganar las elecciones en el 2012, para seguir gobernando como hasta ahora, dijeran ellos mismos, “Dios nos libre”. ¿El PRD querrá ganar sin haber resuelto sus divisiones? Esto decía un amigo, no.

 

Y el PRI querrá ganar porque como dicen algunos, sí sabemos gobernar, tengo pruebas de que en algunos lugares no hemos sabido gobernar, hay que ser autocríticos.

 

No es suficiente queremos ganar, sino hay que decir para qué, y es la hora de iniciar una discusión a nivel nacional y en Jalisco, para qué quieren ganar, qué quieren hacer cuando ganen.

 

 ¿Qué rumbo le van a poner al país? ¿Qué rumbo le van a dar a Jalisco? ¿Cómo van a corregir las fallas? ¿Qué proponen hacer para ponerse controles de autocontención a buena parte de los vicios en los que se incurre en el gobierno?

 ¿Qué pretenden hacer con la economía, con la seguridad pública, con la pobreza, con la desigualdad, con la falta de competencia?  Pero que lo pongan por enfrente, y resuelto el dilema de para qué, entonces sí entremos con quién quieren ganar.

 

Pero antes demos la satisfacción a la sociedad, a los mexicanos de que sí sabemos ponerle rumbo al país.

 

Muchas gracias

– – -o0o- – –